sábado, 11 de abril de 2015

Huracán 1 vs. Universitario de Sucre 1... @dealgunamanera

Lamento boliviano…


Huracán empató esta noche 1 a 1 frente a Universitario de Sucre en el estadio Tomás Adolfo Ducó por la cuarta fecha del Grupo 3 de la Copa Bridgestone Libertadores.

Difícil hacer un resumen claro y conciso en el cual se pueda dejar en claro cuánto mereció la victoria el conjunto local, por qué no lo hizo y qué fue lo que faltó. Primero que nada, remarcar la búsqueda constante del arco rival aún por momentos sin ideas claras pero con el ímpetu intacto tanto en lo individual como en lo grupal. Desde la hidalguía de Edson Puch para pedir todas las pelotas del encuentro hasta la lucha, la precisión y la garra de Federico Vismara.

A los doce y quince de la primera etapa, en una primera instancia el arquero Raúl Olivares le tapó una clara a Ramón Ábila y luego el travesaño le dijo que no en una jugada muy disputada e igual insólita. Sin embargo, Huracán encontró a los treinta y cuatro minutos de juego, la ventaja que se le escurriría como agua entre los dedos. “La Bruja” recuperó detrás del círculo central como toda la noche y abrió simple y sencillo para Patricio Toranzo que lanzó largo y por los aires el balón hasta el área contraria apelando al error del defensor rival que al peinar la pelota se la regaló a “Wanchope” que, de frente al arquero y con una definición quirúrgica, estampó el uno a cero.

Seis minutos nos duró la alegría. Seis minutos en los que el Globo perdió la pelota, se desordenó, liberó marcas y dejó que su rival igualara el partido. Miguel Suárez apareció solo por detrás de toda la última línea local y recibió un pase aéreo para cruzarla y vencer los anhelos de detener la pelota de Marcos Díaz.

La segunda parte fue otra cosa. Un monólogo Quemero, no particular de cada futbolista sino colectivo. Las individualidades en ataque flaquearon a pesar del intento homogéneo del elenco de Parque Patricios. Fue así como Alejandro Romero Gamarra tuvo dos mano a mano frente al chileno Olivares pero una mala definición primero y un resbalón luego le negaron la gloria máxima. Aunque estuvo toda la carne al asador, con Iván Borghello, Agustín Torassa, Daniel Montenegro más los titulares que se mantenían en cancha, los dirigidos por Apuzzo no pudieron quebrar la valla boliviana una vez más y lograr ser momentáneamente puntero de grupo.

De todas maneras, todo depende de nosotros. Hay que ganar los dos que restan y estaremos en una nueva fase. Prepararse física y mentalmente para lo que viene y dejar de lado este partido en el que Huracán mereció más pero que terminó en lamento boliviano.

Huracán: 1

Marcos Díaz; Federico Mancinelli, Martín Nervo, Eduardo Domínguez, Santiago Echeverría; Lucas Villarruel, Federico Vismara, Alejandro Romero Gamarra, Patricio Toranzo; Edson Puch y Ramón Abila. DT: Néstor Apuzzo.

Cambios: Agustín Torassa, Daniel Montenegro e  Iván Borghello por Lucas Villarruel, Alejandro Romero Gamarra y Sebastián Echeverría respectivamente.

Universitario de Sucre: 1

Raúl Olivares; Jorge Cuellar, Ezequiel Filipetto, Federico Silvestre, Ignacio Gonzáles y Enrique Flores; Rolando Ribera, Rubén Cuesta, Ramiro Valdivian, Leonardo Castro y Miguel Suárez. DT: Julio César Baldivieso.

Goles: 34′ Ramón Ábila (H); 40′ Miguel Suárez (US)

Árbitro: Ulises Merles (Par)

Estadio: Tomás Adolfo Ducó

© Escrito por Rodrigo da Silva y fotos de Daniel Méndez el jueves 09/04/2015 y publicado por el Departamento de Prensa del Club Atlético Huracán de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.






Publicar un comentario